Como desmaquillarte: receta natural con sólo 3 ingredientes

Como desmaquillarte: receta natural con sólo 3 ingredientes

Una receta sólida de un desmaquillador natural muy fácil de preparar, para cuidar tu piel y el planeta al mismo tiempo.

El desmaquillado diario, es una rutina de cuidado esencial para tener una piel bonita a largo plazo, tanto si te maquillas como si no. Es difícil escapar de la contaminación atmosférica que azota nuestro cutis, sobre todo cuando vivimos en la ciudad. Por otro lado, no siempre es fácil encontrar el producto limpiador que se adapte a nuestra piel sensible o a nuestras convicciones ecológicas. Porque muchas de las aguas micelares o leches desmaquillantes que se comercializan están encerradas en botellas de plástico, y contienen ingredientes tan dudosos como una larga lista… Para remediarlo, ¡el residuo cero está ahí para ayudarnos a elegir bien! Con esta sólida receta de desmaquillador casero, sin envases contaminantes ni ingredientes químicos. Tu epidermis te lo devolverá.

Una receta fácil para un desmaquillaje sólido natural


Esta receta de desmaquillador sólido es más bien una crema desmaquilladora, que se masaje con las yemas de los dedos por todo el rostro. Si lo quieres muy sólido, guárdalo en la nevera. Para los ingredientes principalmente europeos, utilice el aceite de girasol y la mantequilla de ciruela. Elige tu aceite de coco virgen de primera presión en frío, ecológico y de comercio. Evite las fórmulas desodorizadas demasiado refinadas, para preservar su fragancia gourmet natural.

desmaquillador solido natural

Ingredientes :


5 g de aceite de girasol (o de almendras dulces, o incluso de oliva)
40 g de aceite de coco (esto es lo que permitirá la solidificación)
50 g de manteca vegetal (como la de karité, ciruela o cacao)

Se proporcionarán los utensilios:

  • Una sartén y un recipiente resistente al calor para el baño maría.
  • Un batidor manual o eléctrico
  • Un bol o una ensaladera
  • Un pequeño tarro de cristal para guardarlo

Pasos de preparación :


1/ Desinfecta todos tus utensilios con agua hirviendo y sécalos con cuidado (¡al sol,)máximo).

2/ A baño de María, derrite la mantequilla que hayas elegido con el aceite de coco.

3/ Retirar del fuego y pasar a una fuente resistente al calor o a una ensaladera. Deje que la mezcla se enfríe ligeramente.

4/ Con su batidor eléctrico o manual, bata enérgicamente. Deténgase cuando obtenga una consistencia cremosa que se parezca a la mayonesa.

5/ Añadir el aceite de girasol y mezclar de nuevo con una batidora o a mano.

6/ Poner en la nevera durante al menos dos horas para obtener una consistencia sólida. Si prefieres una consistencia cremosa, guarda tu desmaquillante natural en el armario del baño.

Trucos y consejos

desmaquillaje natural hecho en casa


Para utilizar su desmaquillador sólido natural, tome una pequeña cantidad de producto y masajéelo en el rostro con las yemas de los dedos (¡no hace falta decir que deben estar perfectamente limpias!). A continuación, lávate la cara con agua limpia y un poco de jabón natural. Hidrata según tus necesidades del momento. Verás que tu piel ya no estará seca. No dude en insistir en el contorno de los ojos y de los labios para desmaquillarse: la composición de este desmaquillador es tan natural que resulta totalmente inofensivo. ¡No más alergias que se pegan!

Por supuesto, puedes reducir esta receta de desmaquillante a un solo ingrediente, decidiendo quedarte sólo con el aceite de coco, un aliado perfecto para desmaquillar la piel sensible.

También puede utilizar este desmaquillante natural como crema de día o de noche, pero también para hidratar las manos o los labios. La ventaja de los cosméticos de cero residuos es que a menudo se utilizan dos o incluso tres veces.

Deja una respuesta